27 de febrero: Día en que se iza por primera vez la Bandera Argentina

: :

El 27 de febrero de 1812 marca un hito en la historia argentina con el primer izamiento de la Bandera Nacional por parte de Manuel Belgrano en Rosario, Santa Fe. Este acto simbólico sentó las bases de nuestra identidad nacional. 

 

El 27 de febrero de 1812 quedó grabado en la memoria colectiva de los argentinos como el día en que Manuel Belgrano llevó a cabo un gesto patriótico de gran relevancia: el izamiento por primera vez de la Bandera Nacional en las barrancas del Río Paraná, en la ciudad de Rosario, provincia de Santa Fe. Este acontecimiento histórico marcó el surgimiento de nuestro símbolo patrio y sentó las bases de nuestra identidad nacional. 

 

Belgrano, reconocido por su fervor patriótico y su compromiso con la causa independentista, diseñó esta emblemática bandera que se convertiría en el emblema de la lucha por la libertad y la unidad del pueblo argentino. Aunque los detalles precisos sobre el diseño original son escasos, se sabe que constaba de dos paños horizontales, uno blanco y otro celeste, inspirados en los colores de la escarapela nacional. 

 

La imagen de Belgrano junto a la bandera en una pintura de la época refuerza esta descripción y nos recuerda la importancia de este momento histórico. Sin embargo, el misterio persiste en torno a la evolución del diseño de la bandera, ya que posteriormente se adoptaron tres franjas horizontales, con la franja central blanca y las exteriores celestes. 

 

Documentos históricos revelan que esta bandera fue utilizada por el Ejército Auxiliar Argentino en 1813 durante las batallas por la independencia en Potosí, Bolivia. En esta versión, la bandera tenía los extremos celestes y el centro blanco, con una inscripción que llamaba a la lucha por América del Sur bajo la protección de la Virgen de Mercedes. 

 

Finalmente, en enero de 1815, se produjo otro momento trascendental cuando la bandera española fue retirada del Fuerte de Buenos Aires y se izó la Bandera Nacional con el diseño de tres franjas horizontales que conocemos en la actualidad. Este acto marcó un hito en la consolidación de nuestra identidad nacional y nos recuerda la importancia de honrar el legado de nuestros próceres.